Las piedras de poder, mucho más que amuletos

Desde que el mundo es mundo, las piedras preciosas y semipreciosas han sido muy importantes para el hombre.

Les hemos dotado de funciones de protección y poderes de sanación y se han usado por chamanes, pitonisas y brujos.

Según el famoso antropólogo Michael Harner en su famoso libro «La senda del chamán», una de las piedras más importantes y considerada como un objeto de poder es el cristal de cuarzo, algunos de estos chamanes usaban diferentes tamaños de esta piedra, desde el tamaño de una falange al tamaño de un pie.

No importa lo alejados que estuvieran los pueblos chamánicos entre sí, ya sean los jíbaros de Sudamérica o las tribus australianas, el cristal de cuarzo transparente tenía un importante papel mágico para estos pueblos.

El cuarzo, una «piedra viva»

Para los chamanes era y es una roca viva, un «espíritu ayudante» que los guiaba en sus viajes chamánicos para recuperar el poder personal de los pacientes, los jíbaros, según el autor alimentaban sus cristales de cuarzo con agua de tabaco, ya que para ellos eran entidades vivas.

En Sudamérica, las maracas que se usaban en los chamanes «waraos» en sus rituales chamánicos, tenían dentro pequeños cristales de cuarzo, estos cristales les ayudaban a que las densidades malignas salieran del cuerpo de sus pacientes, cuando la vida del chamán «warao» llegaba a su fin, el alma del mismo se unía con los cristales de cuarzo que llevaba en su maraca y ascendía a los cielos en forma de luz.

Otro importante autor dedicado a la investigación del chamanismo nos habla del cristal de cuarzo en su obra «La serpiente cósmica» de Jeremy Narby, el autor nos habla del cuarzo como «un conjunto extremadamente regular de átomos que vibra a una frecuencia muy estable. Estas regularidades hacen de él un excelente receptor y emisor de ondas electromagnéticas, por ello se utiliza de manera regular en radios, relojes y la mayor parte de las tecnologías electrónicas».

Estos cristales de cuarzo se han encontrado «en diversas excavaciones arqueológicas, los chamanes amerindios los usaban para la curación, la adivinación y para otros fines», según el autor Gerardo Reichel-Dolmatoff.

Al igual que el antrópolo Michael Harner nos narra en «La senda del Chamán», en su libro «La serpiente cósmica», Jeremy Narby escribe que «los chamanes amazónicos, «sheripiari» o tabaqueros, alimentaban de manera cotidiana a los espíritus que vivían en sus cristales de cuarzo con infusiones de tabaco».

Este es un pequeño análisis de como las antiguas culturas usaban el cuarzo, pero otras piedras han sido muy importantes para otros pueblos, como es el egipcio, que usaban curiosamente el cuarzo también, además de del lapislázuli y la amatista.

Los egipcios y las piedras de poder

Según la pagina Egiptologia.com, cuando se momificaba y se extraía el corazón, se sustituía por un corazón de piedra de lapislázuli para que el cuerpo pudiera operar desde su nuevo estado.

La piedra de hematite también era usada por los egipcios como amuleto en forma de almohada debajo de la cabeza de la momia para levantarla y protegerla, el hematite es una piedra que también se usa en la actualidad para la circulación de la sangre y en casos de anemia. 

Estas son solamente algunas de las piedras que se usaban en la antigüedad y por supuesto a día de hoy, su limpieza la mayoría de las veces pasa con enjuagarlas con un poco de agua y sal, tambien dejarlas a la luz de la luna llena con esa solución salina, también las limpia de las energías con las que vengan cargadas.